Tener un dron equipado con lanzallamas podría estar al alcance de cualquier persona y esta empresa te lo demuestra

Parece que últimamente los lanzallamas se han vuelto a poner de moda. Hace tan solo unos días supimos que Elon Musk sería demandado por el hermano de Pablo Escobar debido a un diseño muy similar de lanzallamas. Hoy volvemos a tocar el tema con algo que hará caer fuego desde el cielo: un dron. 

No, no vamos a hablar de un dron que tenga instalado un lanzallamas de fábrica. En realidad se trata de un lanzallamas especialmente adaptado para ser montado en uno de estos dispositivos de forma sencilla. Con esto, el solo hecho de tener un dron de carga pesada (más de 2,2 kg) permite convertirlo en un pequeño dragón mecánico.

La compañía que lo anunció se llama ThrowFlame. Como es de esperar por su nombre, se trata de una organización experta en diseñar lanzallamas. Durante años ha comercializado estos productos en Estados Unidos sin problema alguno. Curiosamente explica en su página oficial que (irónicamente) sus creaciones no son consideradas armas de fuego por la Agencia de Alcohol, Tabaco, Armas de Fuego y Explosivos del país. Por lo tanto, su distribución no viola ninguna ley.

Aclarado esto, se sintieron con la libertad de llevar el fuego a las alturas. Así, crearon su lanzallamas TF-19 WASP para integrar en drones. Su valor comercial es de unos USD 1.499.

Dron Lanzallamas

Sus características

En su video de presentación, ThrowFlame utilizó un dron DJI S1000. Sin embargo, será el mismo comprador el que deberá tener su propio dispositivo para montar el lanzallamas. Eso sí, también se puede contactar a la compañía para requerir un sistema ya montado.

El lanzallamas puede disparar hasta casi 8 metros de distancia. Tiene un galón de capacidad de combustible y puede disparar hasta por 100 segundos seguidos.

¿Para qué querrías un lanzallamas? La compañía dice que sirve para quemaduras agrícolas, remoción de nieve y hielo, incineración de malezas e insectos, eventos pirotécnicos, entrenamiento de bomberos, etc.

Dron Lanzallamas

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *