Nuevamente señalan que eyacular sirve para evitar el cáncer de próstata

Es más que sabido que la eyaculación tiene múltiples beneficios para la salud, sin embargo, un nuevo estudio realizado en Estados Unidos indica que esta práctica también tendría efectos positivos para la prevención de enfermedades graves, como el cáncer de próstata. Lo curioso, claro, es que esta no es la primera vez que leemos algo al respecto, por lo que nunca está de más recordarlo.

Una investigación realizada en 2016 se apoya en una tesis propuesta en el año 2003 en Australia, la cual postulaba que expulsar semen de nuestro cuerpo bajaba en casi un 33% la posibilidad de desarrollar este mal. El nuevo estudio indica que, de una muestra total de 33 mil hombres, todos aquellos que eyaculaban por lo menos 21 veces al mes durante el comienzo de su edad adulta (los 20 años), eran un 19% más resistentes a la aparición de células malignas en su cuerpo, mientras que aquellos que no lo hacían tan seguido, desarrollaron algún tipo de afección cancerosa.

Lo que llama la atención de dicho estudio es que, si bien las muestras fueron tomadas durante mucho tiempo (desde 1992 hasta 2010, dice ATTN), es que fueron cerca de 4 mil las personas que resultaron con cáncer a la próstata durante el tiempo que duró la investigación, cifra que claramente resulta bastante preocupante.

De todas formas, los resultados positivos parecen aumentar a medida que nos hacemos más viejos, ya que el mismo estudio señala que las personas que hacen lo mismo, pero que tienen sobre 40 años, muestran un 22% más de resistencia a la enfermedad, en comparación a aquellos que eyaculan menos de 21 veces al mes. Cabe destacar que el estudio señala a este acto como la acción de expulsar el líquido seminal en cualquier forma, sea teniendo relaciones sexuales, mediante la masturbación, o bien en sueños húmedos.

Por obvios motivos, esto no es una cura milagrosa para este tipo de cáncer, sino que solo muestra una relación curiosa entre ambos fenómenos, la cual deberíamos tomar en cuenta a la hora de prevenir este tipo de mal en nuestro cuerpo, además de otros métodos alternativos.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *