Mujer denuncia acoso en Metro de CDMX y termina volviéndose viral por “extorsionar hombres”

Es probable que si eres de México, en las últimas semanas hayas visto una publicación viral sobre una supuesta extorsionadora estadounidenses en el Metro. En teoría, la mujer se dedica a decir que los pobres hombres la acosan, sólo para sacarles dinero con el motivo de retirar las acusaciones. Resulta que la protagonista de dichas fotos ni es extorsionadora, ni es estadounidense. Ella habló para el diario mexicano El Universal. 

Mujer denuncia acoso en Metro de CDMX y termina volviéndose viral por "extorsionar hombres"

La historia viral del Metro llena de mentiras, xenofobia y misoginia

La mujer por fin habló después de que su imagen se viera gravemente afectada al hacerse viral, acompañada de mentiras. Ella no es estadounidense, en realidad es una escritora alemana de 42 años. Vive alejada de las redes sociales, pero sus amigos le avisaron sobre dicha publicación levantándole falsos.

El día de esa imagen, la mujer tomó el Metro y sufrió una escena de acoso, aunque no por primera vez. Su reacción fue tomar a uno de los sujetos que le había agarrado el trasero, bajarlo del vagón y llevarlo hasta las autoridades de la estación. Ahí fue donde una mujer no identificada pero con chaleco que indicaba que trabajaba para el gobierno de la CDMX le tomó fotos. Los guardias la calmaron: “hicimos que las borrara”.

También le comentó al diario que este es el cuarto caso de acoso grave que sufre desde que vive en CDMX. De hecho, la decisión de cortarse el cabello tan pequeño la tomó para “llamar menos la atención” y evitar el acoso callejero. No funcionó. Muchas mujeres de la capital saben bien de lo que ella habla.

La página que publicó la imagen con la historia falsa se llama “Iztacalco Me Gusta”. De hecho, una amiga de la mujer alemana les escribió para pedirle que la bajaran pues era falsa. Esta fue su respuesta:

Mujer denuncia acoso en Metro de CDMX y termina volviéndose viral por "extorsionar hombres"

Ahora la mujer vive con miedo. Asegura que no ha vuelto a tomar el transporte público, pues cree que alguien podría reconocerla y hacerle daño. La publicación sigue en Facebook y la siguen compartiendo indiscriminadamente. Una lamentable historia más de lo fácil que las personas se creen todo lo que leen en Internet.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *