El Gear Sport de Samsung es el mejor reloj inteligente si usas Android [FW Labs]

El Gear Sport de Samsung es el mejor reloj inteligente si usas Android [FW Labs]

Pasé una semana con un concepto que, a pesar de que algunas marcas siguen empujando, pareciera que pierde relevancia con el tiempo. Los relojes inteligentes prometieron muchísimo en un inicio, al principio casi como reemplazos del celular, pero el tiempo ya ha pasado y ponerle un apellido “Sport” (Samsung Gear Sport) hace más sentido, entendiendo que la gente busca estos dispositivos principalmente con un enfoque “fitness”. No precisamente mi caso en particular, pero me sorprendí al encontrar, de buenas a primeras, al posible sucesor del Gear S3 Frontier.

Un diseño clásico es lo que buscaba

Es un reloj atractivo a la vista. Me llama la atención el hecho de que trata de no destacar por si solo -como el S3 Frontier en su momento- que era muy “mírenme, soy gigante y estoy aquí”. A pesar de su tecnología interna no es complejo, es lindo en su simpleza, hasta el diseño de la correa es simple.

A primera vista puede pasar como un reloj común y corriente, elegante, no “smartwatch”, y eso me gusta mucho. Siento que un reloj debe ser un accesorio y debe complementar, no ser el protagonista, y en eso el Gear Sport cumple.

Se siente igual de solido que el Gear S3 Frontier, en lo bueno y lo malo. Es pesado, pero a la vez esa te da una seguridad de que está bien construido, pero me da miedo por ejemplo que se golpee y se pique, un movimiento/accidente que es más común de lo que uno cree.

El 95% de las veces la pantalla no tuvo problemas de visualización, es brillante y su reproducción de color es perfecta. No es que lo necesite demasiado por ser un reloj, pero se agradece un montón; es a todas luces un panel Samsung.

El táctil es preciso y a pesar de ser un reloj, no se me hizo incómodo. La interfaz de Tizen está profundamente bien pensada y el bisel rotatorio es una de las mejores ideas para este tipo de aparatos, muy preciso y rápido. Samsung implemento esto hace unos años y estoy feliz de que no lo hayan cambiado. Si no está roto, no lo arregles.

Lo que sí arregló -al menos a medias- fue el “Always On Display”: muchas caratulas tienen esta característica ya personalizada y la última vez que probé uno de estos relojes esta funcionalidad aún no existía. Aún así, a veces no despertaba, a pesar de girar la muñeca y exagerar el gesto no lograba que la caratula apareciera. Raro, probablemente se arregle en una próxima actualización.

Samsung sacrificó batería por estilo

La batería me lograba durar un día y medio, bastante por debajo del rendimiento del Gear S3 Frontier, donde alcanzaba prácticamente tres días. Esto es un problema porque la carga del reloj no es muy rápida y el reloj monitorea tu sueño, entonces tengo una dicotomía: o lo dejo cargando durante la noche perdiendo esa característica que aprecio, o pierdo datos míos durante el día por estar cargándolo. Ojo que no es un cargador cualquiera, es un dock magnético que debía dejar en la oficina, porque elegí medir mi sueño.

Por cierto, ese último punto funciona de manera espectacular, muy precisa y con datos entendibles y analizables. Por ejemplo, detectaba sin problema cuando me despertaba a abrirle la puerta a mi mascota y el reloj sabía que mi dormir había sido deficiente, por haberlo interrumpido.

Lo mismo pasa con la actividad física y cardíaca, donde obtuve resultados fantásticos; al contrario de mi desempeño trotando, pero eso no es relevante aquí. Los cálculos son muy precisos y están muy bien pensados para todos tipos de actividad física, sin embargo todavía a Samsung le queda trabajo en aprender el comportamiento de todos los usuarios. ¿A qué me refiero? Por ejemplo, caminé con una bicicleta a mi lado porque tenía una rueda pinchada, y este detectó que anduve muy lento en bici. Bailar lo detecta como actividad física y eso está muy bien, pero no existe una taxonomía para esta actividad, por lo tanto creyó que caminé en círculos por mucho tiempo. Eso no es muy inteligente, si me preguntan. Tenía muchos pasos registrados en el contador y no eran precisamente de baile.

Como buen smartwatch es muy preciso con las notificaciones, y aunque aún no se pueda contestar con mensajes de voz en Telegram y Whatsapp, me hace feliz no tener que sacar el celular para leer una notificación, una premisa tan básica como esa es la que me hará extrañar más este gadget cuando deba cambiarme a otro.

¿Me lo quedo?

Por un precio de CLP $259.990 en esta etapa inicial, no me cuesta para nada recomendarlo, ya que es un accesorio que complementa muy bien la experiencia móvil en el día a día. Si eres una de esas personas que envidia a los de Apple por tener un reloj que funciona tan bien, tranquilo, esta es la opción y es algo más barata.

Más en simple: creo y siento que el Gear Sport de Samsung tiene la mejor relación precio/calidad en un reloj inteligente si usas Android. Así de categórico, amigos.

The post El Gear Sport de Samsung es el mejor reloj inteligente si usas Android [FW Labs] appeared first on FayerWayer.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *